Conmemoración del 114° Aniversario del Natalicio de Andrés Marcel Voisin [fr]

Discurso pronunciado del Excmo Embajador de Francia, Sr. Jean-Marie Bruno:

114 aniversario del nacimiento de André Voisin
(7 de enero de 1903 – 7 de enero de 2017)

Señor y Señora viceministros:
Señor vicerrector:
Estimados amigos:

Nos hemos reunido nuevamente este año para rendir homenaje al incansable investigador, al hombre de ciencia exepcional y al amigo de Cuba que fue André Voisin.

Este homenaje toma este año un carácter muy especial. De hecho, entre 1964 y 2016, la fidelidad a la memoria de André Voisin del Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, se manifestó en cada aniversario. Permítanme expresarles aquí hasta que punto ese gesto del Comandante ha honrado a Francia.

Sabemos de la generosa y cálida acogida que le brindó el jefe de la Revolución cubana a André Voisin y a su esposa Marthe Rosine Voisin durante su estancia en la isla. Pienso que esta confianza y esta amistad merecen hoy una atención particular.

En efecto, a priori nada haría pensar a André Voisin que conocería personalmente a quien ya, en aquel entonces, era una personalidad de envergadura mundial, que había marcado tan profundamente la Historia de Cuba y la del siglo XX. André Voisin, nacido en una provincia del norte de Francia, en una familia modesta, demostró rapidamente que era un excelente estudiante, luego un investigador cuyos trabajos innovadores suscitaron un gran interés entre los especialistas del sector agropecuario. Pero nada en su vida, hasta ese 3 de diciembre de 1964, dejaba pensar que un día sería conocido y reconocido en Cuba, no solo por la brillante comunidad científica que ustedes representan aquí esta mañana, sino también y principalmente por quien fuera en aquel entonces el Primer Ministro del gobierno revolucionario y, que a pesar de las miles de obligaciones que tenía, se había tomado el tiempo para interesarse en las obras y en el pensamiento audaz de este hombre de ciencia francés. Esto me parece admirable.

André Voisin mostró una gran integridad a lo largo de toda su vida, desde su adolescencia, luego durante los terribles momentos de la Segunda Guerra Mundial y finalmente en su vida como investigador y como profesor. Hombre de talento animado con pasión por mejorar la actividad agraria en beneficio de la humanidad, André Voisin se encontró en Cuba con un momento de la Historia donde sus ideas estuvieron en el origen de una nueva dinámica. Ustedes supieron escuchar la originalidad y la fuerza de su pensamiento y saben no olvidarlo.

Me siento muy conmovido por su presencia y se la agradezco profundamente. Obviamente también guardo un recuerdo especial por el Comandante en Jefe, por su visión y su política activa para desarrollar en concreto la agricultura y la ciencia en Cuba.

André Voisin era un hombre de ciencia con una carrera muy brillante pero fue también gracias al recibimiento que le brindó en Cuba Fidel, que permaneció y permanece vivo en nuestras memorias.

Gracias.

La Habana, 06/01/17

Dernière modification : 09/01/2017

Haut de page